Archivo para octubre, 2008

Foto analógica de skate.

Posted in skateboard with tags , , , , , , , on octubre 24, 2008 by jesucristosuperskater

Vuelvo a hablar de lo que no se. Reunido conmigo mismo en el infame excusado, me arrojé al buen hábito de la lectura. ¿Que leo? Un reportaje sobre la evolución del equipo de un fotógrafo a través de las cámaras que han hecho evolucionar la foto de skate a lo largo de la historia. Nombres de marcas que me suenan y números que diferencian un modelo de otro y no alcanzo a entender, sirven como título a cada uno de los pequeños textos que explican que porción de historia retrataban cada una de las máquinas. Cannon nosequé, Haselblak nosecuantos, motor patatín y formato patatán. Cosas que me suenan del mismo modo que a cualquiera que se juntó con un fotógrafo alguna vez para trabajar juntos, pero que sin embargo siguen siendo un argot desconocido, difuso e indeterminado para mi.

En el mencionado artículo de la Transworld skateboarding que amenizó mis quehaceres, aprendí sobre qué llevó a los fotógrafos a decidirse por una u otra cámara en cada momento y en que momento la foto digital llegó a las portadas de su revista. No despertó en mí una repentina inquietud por la fotografía, si no que lo que hizo fue devolverme a tiempos en que los fotógrafos quedaban en paulatinamente encerrados en un círculo de carretes inservibles. Un tiempo en el que el patinador veía como añadido a la tensión de hacer un truco, el gasto que estaba suponiendo cada uno de los intentos fallidos. El tema de hacer secuencias era un derroche de película. Si una foto rodeaba al fotógrafo de carretes, una secuencia directamente lo enterraba bajo todos esos botecitos.

Solo me hicieron tres fotos antes de la llegada del digital y dos de ellas jamás llegaron a publicarse. Secuencias ninguna. No viví demasiado en mis propias carnes esa tensión añadida de la que hablo y la mayoría de las fotos con camaras analógicas que me han hecho en la era digital, por suerte no pasaron de los dos carretes (no por buen patinador, si no por poco arriesgado en la selección de trucos…ehehehhe…). No me quiero ni imaginar la de plástico que hubiese hecho falta para que las secuencias que me han hecho fuesen posibles sin la magia de los píxeles. Miedo me da pensarlo.

Gap Tail slide flip out. Sec: Alex Braza para el artículo roomies de Dogway.

Anuncios

Skate, postmodernismo y latas de birra.

Posted in Relatos, skateboard with tags , , , , , , , , , , , on octubre 20, 2008 by jesucristosuperskater

Más que cierto es lo de que el skate es sacado de contesto en millones de ocasiones. Se nos usa como reclamo de uno u otro refresco e incluso se venden coches con un tipo pateando un flip con el vehículo. Los skaters somos iconos pop de principios de este siglo y la supuesta rebeldía que llevamos implícita, se convierte en consigna de los que quieren vender, modernidad, callejeo, juventud y frescura. Esto es una realidad con la que es inútil luchar y que jamás dejará de sorprendernos. El camarero de la terraza del macba afirmará cada vez que sea necesario, que a él los del patín no le hacen mucha gracia y que sin ellos en la plaza no habría tanto mirón que prefiere tomar una lata en el bordillo antes que en su terraza. Lo hará con unas Etnies semi-escondidas bajo el dobladillo de sus caídos pantalones carhart sin haber oído hablar de ningún Natas Kaupas ni de ningún Pontus Alv. Será igual que siempre. Será como cuando el ayuntamiento de Barcelona organiza un megaevento que incluye un campeonato de skate y los premios habrán sido recaudados parcialmente de las multas. Será una vez más el mundo al revés, el de la lógica inversa que se lleva lo sensato a una galaxia lejana y nos trae de vuelta unos calcetines patinados en el peor agosto mediterráneo. Este tipo de cosas huele tanto a usado como el hecho de hablar del propio tema, pero aunque no puedo definirme como monotemático, hablar de esto trae menos líos que hablar de mujeres, trabajos u otros sinvivires del repertorio. Dejémoslo en que lo del citado campeonato pasó como en divertido fin de semana rodeado de amigos y lo del marketing descarriado a veces nos trae momentos mágicos como el anuncio del coche y algunos tan divertidos como el de la cabecera de este texto. Un, dooooooooos, tres, aquí estamos con usté otra veeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeez…